Ministro de Vivienda afirma crearán un Código de la Construcción

0
67

Pese a que una de las prioridades de todos los gobernantes dominicanos ha sido reducir el déficit habitacional, República Dominicana no cuenta con un código de construcción robusto, sino son simples reglamentos.

Justamente, este tema viene a colación ante el terremoto de Haití del pasado 14 de agosto. Un tema que debe llamar a reflexión al sector de la construcción dominicano, ya que el país necesita un código donde se estipulen todas las reglas para construir y diseñar edificaciones más seguras, como por ejemplo, la altura que debe tener una ventana según el tipo de vivienda.

Ante esta realidad, la creación de este código será una de las primeras acciones que podría ejecutar el recién conformado Ministerio de la Vivienda, Hábitat y Edificaciones (MIVHED), bajo la justificación de que en República Dominicana se usan reglas de otros países para elementos estructurales como el acero, cuando debe prevalecer los estudios de suelo de aquí o las estadísticas nacionales.

El primer ministro de la Vivienda, Carlos Bonilla Sánchez, sustenta que el código debe ser aplicable a todas las nuevas edificaciones, siendo una figura importante para la supervisión un gestor urbano que pertenecería a una empresa privada certificada a la que se terceriza la licencia de construcción.

El Gestor Urbano
El código y la función del gestor urbano no sólo se limitará al sector público, sino también al privado, donde ingenieros estructuralistas hacen estudios de vulnerabilidad y certifican que la construcción a desarrollarse va acorde a los planes y reglas, según Bonilla Sánchez.

El ministro que tiene el reto de enfrentar el objetivo para el que fue creado el Ministerio de la Vivienda de reducir el déficit habitacional y que contribuyó a la eliminación del Instituto Nacional de la Vivienda (INVI) y la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISOE), destaca que ese gestor urbano también va a contar con ingenieros sanitarios, de suelo, eléctricos y de otras áreas para evaluar los mismos procesos que se revisaban en el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC).

El motivo de esta idea nació tras una visita de Bonilla Sánchez a Colombia para aprender las buenas acciones que ha tomado el gobierno al respecto, país donde los permisos salen en un mes, mientras en República Dominicana pueden durar hasta un año.

Sin embargo, hasta que ocurra la transición total de los técnicos del MOPC al Ministerio de la Vivienda, los permisos se seguirán otorgando en Obras Públicas, un proceso en el que se espera depurar al personal de esta entidad y sus procedimientos, explica Bonilla Sánchez.

El código contribuiría a una meta de Bonilla Sánchez en su cargo y es que el futuro de la construcción está en hacer edificaciones que vayan acorde a la protección del medio ambiente, con paneles solares, el agua de la lluvia, que tengan certificaciones y que sean sostenibles.

Mi vivienda

Desarrollo
Un programa que asumirá el ministerio, que viene desde esta gestión en el INVI, es “Mi Vivienda” donde ya se están ejecutando cinco proyectos de aproximadamente 7,500 viviendas de cuatro niveles con dos apartamentos por piso.

Costo
Estos apartamentos tendrán un valor de dos millones de pesos, de los cuales el Gobierno subsidiará hasta el 60% de la vivienda y el 40% el beneficiario recibirá préstamos de Banreservas para completar.

Cuotas
El adquiriente pagaría cerca de RD$10,000 mensuales por el préstamo (lo mismo que pueden pagar de alquiler en una casa) y el inicial serían cerca de RD$150,000.

Zonas
Los proyectos estarán ubicados en Pedro Brand, Santo Domingo Norte, Santo Domingo Este y dos en Santiago (uno en Los Salados y La Barranquita), los cuales estarían listos para el año 2022.