ARTICULO: Tres pilares en la adopción exitosa redes PON de próxima generación

0
39

Por: Hugo Ramos

       Chief Regional Technologist 

       CommScope (NASDAQ: COMM)

Es un hecho que las redes PON crecerán este año, y los proveedores de servicios tendrán que diseñar un plan de adopción exitoso para sus negocios y para la experiencia satisfactoria de sus clientes. Sin embargo, antes de tomar acciones, será necesario considerar tres pilares que ayudarán a esta transición: 

1. Empezar sencillo… 

Empezar siempre es difícil. Uno de los primeros pasos en la creación de una red PON es el despliegue de OLTs basadas en la oficina central o remotas. La incorporación de estos dispositivos puede ser especialmente difícil debido al popular diseño de las OLT, en el que el software del plano de control reside en cada dispositivo. Esto se debe a que los técnicos especializados tienen que realizar actualizaciones de software, pruebas del sistema y otras tareas en cada OLT, lo que añade tiempo y complejidad a los despliegues de la red. Para reducir el riesgo, se debe considerar una arquitectura de red definida por software (SDN) que aproveche un controlador de dominio basado en la nube o en COTS. Con una arquitectura SDN, las nuevas OLT físicas y virtuales se reconocen automáticamente al encenderse, con una automatización de “hands-free” que puede utilizarse para incorporar dispositivos rápidamente y sin necesidad de ingenieros de red altamente capacitados. 

…y crecer rápidamente 

Existen retos similares en el crecimiento de las redes PON, donde la capacidad de añadir puertos a la red rápidamente puede ser crítica. Con los sistemas heredados, la incorporación de nuevas OLTs pasan por un proceso manual que requiere personal altamente capacitado. Pero los sistemas PON de nueva generación con planos de control y gestión desagregados permiten a los proveedores de servicios aprovechar las prácticas de TI probadas para aumentar la escalabilidad. Se puede instalar una OLT con una capacidad mínima, y luego se pueden añadir puertos adicionales según sea necesario con gran rapidez, ya que los recursos del plano de control necesarios, como la computación y la memoria, residen en la nube. 

2. Simplificar el mantenimiento… 

Tradicionalmente, el mantenimiento de las redes PON ha sido una tarea compleja y que requiere mucho tiempo y personal especializado. Sin embargo, un marco de gestión de SDN moderno con interfaces abiertas y automatización inteligente puede simplificar y agilizar el mantenimiento. Aquí, los proveedores de servicios pueden crear y personalizar potentes aplicaciones de gestión basadas en la Interfaz Gráfica de Usuario (GUI) con capacidades de automatización llamadas de “Closed-loop”.  

Estos sistemas de gestión inteligente facilitan al personal la realización de tareas básicas de mantenimiento de PON, como actualizaciones de software, copias de seguridad de la configuración y pruebas de resistencia. Fáciles de aprender y manejar, también agilizan la formación y ponen las funciones avanzadas al alcance de empleados con distinta experiencia, liberando a los ingenieros altamente capacitados para tareas más estratégicas. 

…Y reducir el consumo de energía 

Las redes PON pueden necesitar una cantidad considerable de energía eléctrica para funcionar, por lo que es importante que los proveedores de servicios diseñen sus redes de próxima generación teniendo en cuenta la eficiencia. Una forma de hacerlo es con una arquitectura que reduzca los requisitos de procesamiento y refrigeración de las OLT centralizando las funciones del plano de control en el centro de datos o la nube. El uso de recursos informáticos compartidos en esta arquitectura es intrínsecamente más eficiente desde el punto de vista energético que la distribución de estas cargas de trabajo entre las OLT de la red. Además, eliminar los requisitos de computación del plano de control de las OLT significa que éstas generan menos calor en el equipo y así pueden aprovechar las técnicas de refrigeración pasiva, en lugar de los ventiladores, para la disipación del calor. Esto reduce aún más los costes eléctricos y la posibilidad de que se produzcan fallas en la OLT. 

3. Haciendo a los clientes felices… 

La mejora de la experiencia de los suscriptores empieza por mantener la disponibilidad (“uptime”) la más alta posible, y una forma probada de hacerla es con una sofisticada plataforma de garantía de servicio. Pero sofisticado no tiene por qué significar complicado. Se debe buscar un sistema de aseguramiento del servicio predictivo y proactivo, construido sobre machine learning y la AI, que recopila información clave sobre la salud de la red, la centraliza y proporciona visibilidad en tiempo real a las organizaciones y aplicaciones que dependen de ella, como la solución imVision de CommScope, que gestiona de forma inteligente la capacidad de las redes y arroja información para supervisar la estructura de cableado al momento. En muchos casos, el machine learning y la AI pueden emplearse para resolver pequeños problemas automáticamente, antes de que crezcan y generen tiempo de inactividad. 

…manteniendo ventaja competitiva 

La carrera competitiva a largo plazo no se centrará únicamente en la velocidad y la alimentación. Los proveedores pronto competirán en servicios avanzados como las VPN, la priorización del tráfico, el backhaul 5G y las comunicaciones unificadas para ir más allá del ancho de banda y así llevar al usuario al siguiente nivel. Pero el método actual de agrupar las nuevas funciones con actualizaciones poco frecuentes del hardware de la red tiene el potencial de ralentizar el despliegue de las funciones avanzadas y dejar a los proveedores de servicios en desventaja competitiva. Pero una arquitectura SDN moderna desvincula las nuevas funciones del plano de control y, en su lugar, las ejecuta en un gestor de dominios basado en la nube. Esto significa que los equipos de software pueden crear y desplegar capacidades avanzadas según sus propios calendarios de desarrollo, poniéndolas a disposición de los suscriptores rápidamente y actualizándolas con la frecuencia necesaria para mantener su ventaja competitiva. 

Dejar respuesta